Los inversores protagonizan el 84% de las compras de pisos en la Barceloneta

Un informe de Tecnocasa revela que el precio de los pisos usados sube un 9,45% el último semestre en la capital catalana

El inquilino tipo dedica 20 días para encontrar un inmueble.
El inquilino tipo dedica 20 días para encontrar un inmueble. PEPE OLIVARES

El interés del inversor inmobiliario en Barcelona no tiene paragón en el resto del Estado español. El 40% de las operaciones que se cerraron en el primer semestre de este año tienen como objetivo la inversión, el doble de la media del resto de España. Este es uno de los datos que arroja el XXIII informe sobre el mercado de la vivienda elaborado semestralmente por el Grupo Tecnocasa y la Universidad Pompeu Fabra. Se trata de una proporción que se duplica dependiendo del barrio. Tal es el caso de la Barceloneta, donde llega al 84%.

“El caso de Barcelona es excepcional. En Madrid, para hacer la comparación, la compra por inversión es del 25%”, aseguró Lázaro Cubero, director del departamento de análisis e informes de la inmobiliaria. El estudio muestra que el 42% de los inversores en la capital catalana son extranjeros. Por barrios, las localizaciones que generan más interés para los compradores que buscan viviendas para hacer negocios son el Gòtic, el Eixample, Gràcia y Poble-sec, barrio que Cubero definió como de “gran crecimiento”.

Barcelona lidera el aumento en el precio de metro cuadrado intersemestral, con un 9,45%. Mientras que el precio medio por metro cuadrado en la capital catalana fue de 2.445 euros, en el conjunto de España el precio se incrementó en 7,99%, llegando a los 1.666 euros.

Moratoria sin efectos

El interés para invertir en Barcelona no ha caído incluso tras la moratoria de licencias para más pisos turísticos reveló Cubero. A la hora de cerrar las operaciones, sin embargo, el hecho de tener el permiso para albergar visitantes permite subir el precio de un inmueble, si bien desde Tecnocasa aseguran que no pueden cuantificar dicho incremento.

La inmobiliaria ha detectado el auge en este tipo de compras desde 2013. De acuerdo con el catedrático de Economía de la UPF y coordinador del informe, José García Montalvo, el aumento en el interés inversor sería un efecto colateral de la bajada de tipos de interés por parte del Banco Central Europeo. Esto está llevando a que personas con ahorros abandonen fondos monetarios y opten por las inversiones inmobiliarias, mucho más rentables. “Esto podría tener graves consecuencias, hablamos de activos arriesgados y poco líquidos”, advirtió el economista.

/http://ccaa.elpais.com/ccaa/2016/09/06/catalunya/1473163790_134992.html

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *